No es cuelgue

Queridísimos lectores: No es que somos unas colgadas irresponsables del bienestar huesístico, sino que estamos esperando que se nos pase la resaca de las fiestas.

La semana que viene volvemos con más posteos e indiganciones.

Sepan disculpar las molestias


¡BRINDEMOS POR UN AÑO LLENO DE DIGNOS HUESOS!


Saludos cordiales, La casa.
...Leer Post Completo...

¿Cursi o romántico?

En reiteradas ocasiones me ha pasado que lo que para muchas es tierno a mi me produce arcadas. Probablemente sea yo, pero que me escriban un mensaje de amor en el paredón que está en frente de mi casa no es amor, es vandalismo.

El famoso “gorda te amo, ayer, hoy y siempre” me parece una grasada, trillado, inútil. Mi problema es que lo que para muchas puede ser dulce, tierno o romántico, para mi es una forma extra-ordinaria de pedir perdón.

Por ejemplo, por donde yo estudio un día apreció escrito en la calle un camino de “te amo”. El asfalto apareció escrito con esa frase una y otra vez marcando un recorrido: el recorrido que hace alguien desde la parada del colectivo hasta la puerta de la escuela. Mi primera reacción fue: “si a mi me hacen algo así lo dejo por cursi”. Mis compañeras por el contrario, exclamaron que era tierno y que a ellas les encantaría que le hicieran algo así, y ahí empezó la discusión: mi teoría es que casi ningún hombre se manda algo así sólo para demostrarle al mundo cuanto quiere a su chica y efectivamente algo de razón tenía. A los días justo frente a la puerta de la escuela escrito en la calle un cartelón que decía “gracias, te amo".

Rápidamente podemos inferir que el hombre se mandó el moco del siglo y la novia lo descubrió (porque siempre se descubren, grabenselo en la cabeza) y no le quedó más remedio que recurrir a las herramientas cursis... o tiernas para otras. Qué suponemos: que frente a tal esfuerzo que se tomó el hombre de escribir 500 “te amo” a lo largo de casi 10 cuadras enmiendan el error que cometió y su acto demuestra arrepentimiento y realmente está dispuesto a cambiar y ser mejor persona, porque no lo va a volver a hacer... Ja!

Una cosa no quita la otra, que realmente se esforzó para pintar tantos “te amo” de 40cm. X 1m. no se le niega, pero eso no quiere decir que haya cambiado. Que esté arrepentido, hasta ahí negocio, pero el moco se lo mandó y presumo que bien grande por la cantidad de cuadras. Entonces mi pregunta es : ¿por qué una chica quisiera seguir con alguien así?.

Lo que trato de decir es que muchas veces las cosas más románticas vienen a causa de que previamente alguien se manda alguna y eso no me lo pueden negar (no dejo de aceptar que hay gente que simplemente es romántica y lo hace como forma de demostrar afecto) y una deja de lado el moco para concentrarse en la ternura de su novio, cuando en realidad no lo es, simplemente está buscando una forma extra-ordinario de recuperar su amor.

No puedo ni me creo capaz de decir que está bien y que está mal, si hay que perdonar o no, mocos todos nos mandamos y todos merecemos otras oportunidades ¿pero hasta donde?, ¿hasta dónde nuestro amor propio marca el límite?. Creo que siempre vale la pena cuestionarse si uno se merece lo que otros le hacen o es mejor abrirse.


No me odien por este post mala onda, es que últimamente ando descreída.





Regina Falange

...Leer Post Completo...

Dulce, dulce Venganza

Es una verdad universal, ya tratada en otros posts, que oportunidades para vengarnos del mal hueso con la peor mala leche de la historia universal de los huesos se presentan a cuenta gotas. Pero el lado positivo de esto, es que se presentan, finalmente. Solo hay que tener la paciencia de un guardia real inglés, pero mantener centrada la mente cuando se presenta el momento.

Y no hablo de las oportunidades que tiramos por la borda cada vez que caemos de nuevo, dándole cabida a aquel muchacho que tanto mandamos al demonio. No, no, a no confundir. En este caso estoy hablando de la bien sabrosa VENDETTA con todas las letras. La que nos llena y nos llenará de malvada satisfacción y orgullo, la que nos eleva y elevará el autoestima a niveles inimaginados hasta ahora.

Sí, señores, alguna vez he logrado “vengarme” de noteregales (nuestro querido mal hueso por excelencia). Tal vez llamarlo venganza roza lo exagerado, pero, les soy sincera, no me importa. No puedo negar que en ese momento y por un rato, mi pecho se sintió rebozante de malicia, con ganas de devolver aquello que me fue dado sin previa autorización de mi parte. Pero, en realidad casi me es imposible física y espiritualmente poder lograr tal cometido y en ese momento me di cuenta. De la forma que le respondiera no iba a alcanzar ni a la mitad de la mala onda que tuvo injustificadamente.

Pero no importaba, en esa noche, solo era feliz por ignorarlo, por lograr ignorarlo y si le respondía era solo con frases poco felices y cortantes. Ni una sonrisa, para no darle la tranquilidad de conciencia que por ahí buscaba: el famoso “si quisiera, a esta me la garcho de nuevo”. Pero no señores, ni una señal de buena onda salió de mi temple. Y cuando ya empezaba “gomosamente” a querer charlar con comentarios del estilo: “me siento al lado tuyo” (yo no sé por qué llega un momento que los que pretenden levantarse a alguien –sea hombre o mujer- empiezan a anunciar sus acciones), “¿por qué no bailás?, ¡si bailás re-bien!”, “carne o pollo, ensalada rusa o mixta”, etc., yo dignamente le hice un gesto de afirmación con la cabeza, con la sonrisa más falsa que me salió, me di media vuelta y me retiré… con la frente en alto…

Sí, esas ocasiones existen y se presentan. En algunos momentos nos volvemos lo suficientemente fuertes para no caer y para comprender que nuestro ex hueso es simple y llanamente un banana.

Retirémosle la palabra.


Minujin, Marta

*dedicado a los huesos fieles que día a día luchan por ser mejores en este mundo en crisis.

...Leer Post Completo...

"De este target no bajo" (1)

Esta vez voy a hacer un poco de catarsis. Esta vez no estoy segura de reflejar lo que nos pasa a muchas, sé que a mi me pasa seguido y espero no ser la única (tengo cara de desesperación, apóyenme).
Me pasa que no soy de las que se enganchan fácilmente, soy de las que huyen, las que le tienen pánico al compromiso, a andar de la mano, a ir al cine y cenar juntos, pavor a los “vení a casa que esta noche cocino yo”. Soy de las que prefieren comer helado mientras pasan por decima novena vez la maratón de “Friends” antes que estar con un chico que no me interesa. Soy de esas. Soy de esas que prefiere estar sola antes que mal acompañada, y con el tiempo me he vuelto cada vez más exquisita por no decir hincha pelotas y como muchas, tengo un target, del cual, la mayoría, digamos… no da con el perfil.
Pero a veces me pasa que salgo de lo que soy, y obviamente después me arrepiento, me arrepiento y me quiero dar la cabeza contra la pared. Ser amiga del helado es riquísimo, pero con el tiempo se torna reiterativo, solitario y una, que efectivamente está hecha de carne y hueso, necesita más que un poco de agua con sabor congelada (fan número uno del helado de pomelo, altamente recomendable).
Como soy de carne y con bastantes defectos a veces me zafo del target y obviamente más tarde me arrepiento. No soy de las que se enganchan, no soy de las que ven potenciales maridos en cualquier hombre, no soy de las que van de la mano por la calle, y parece ser que el chico del sábado a la noche si, y ahí es cuando me pongo a averiguar precios para lobotomías.
Una vez más hago lo que me digo y me repito que no voy a hacer más: de este target no bajo.
Y llega el fin de semana, y vos estás sola, desolada, no hay miras de ningún Hueso a kilómetros a la redonda y caés en las garras de ese chico, ese chico que no te gusta, pero que es el único que te dice que sos hermosa y le pone voluntad en querer darte un beso. Hay alguien en el mundo que quiere darte un beso. No da con el perfil ni en pedo, pero a esas horas de la noche vos estás más allá del bien y del mal por demasiados factores que afectan el uso del razonamiento crítico y caés en las garras de ese pibe que dijiste una y mil veces que no le ibas a dar bola porque no te interesa en lo más mínimo y no querés dar falsas expectativas. Y de momento a otro te vez envuelta en unos brazos en donde no querés estar preguntándote cómo carajo vas a hacer para enmendar este desastre:

Opción A: me la como por forra y termino invitando a todos los lectores de este blog a lo que probablemente sea un casamiento católico con un hombre que no hace otra cosa que agarrarme de la mano.

Opción B: me hago cargo de mi moco y aclaro que en realidad fue un error.

Acá viene el gran problema gran: ¿Cómo le decís a un chico/a que en realidad no es nada contra él/ella pero fue un error y es mejor dejar todo como estaba? La respuesta no la sé, les digo, todos mis intentos han tenido resultados deplorables, o bien siguen insistiendo porque no me hice entender con claridad, o me terminan odiando y puteando, eligen no creerme porque creen que en realidad me hago desear (¿?), o simplemente siguen insistiendo porque saben que no cumplo lo que prometo y esperan que cometa en mismo error dos veces (lo he hecho, debo confesar).
Y el lunes me veo pidiendo helado por teléfono (pomelo, chocolate con almendras y tramontana) mientras miro la quinta temporada de “Friends” confirmando que el deseo para este fin de año va a ser una lobotomía.



Regina Falange



...Leer Post Completo...

Entregalo de una vez


La histeria femenina me inspira a contar el siguiente relato. Chicas, tenemos que saber hasta deonde jugar con un hombre...y cuando ya no da para más.

Esta es la historia de dos compañeros de colegio que se conocían de hace rato. Él, al que llamaremos Juan, acababa de separarse de su novia y ella no paraba de perseguirlo. Ella, a la que llamaremos María, se encontraba en pareja.
Un día se encuentran en una fiesta, María se acerca a Juan y se produce el siguiente diálogo:
-Che que pesada tu ex, tenés que conseguirte algo mejor.
-¿Cuándo me vas a dar bola?
-No se, esforzate jiji.

Me detengo aqui para darles el primer consejo de la tarde. No desafien a un hombre si no quieren que éste comience a planear la manera de seducirte. (menos aú si estas de novia nena)

Como todos pensaran, comenzó la estrategia de Juan para quedarse con ella. Pensaba día y noche como hacer, donde verla, como encararla. Pero no fue tan complicado, al fin y al cabo compartían amigos.
Otra reunión fue el escenario para que él pusiera en práctica lo que había pensado. Ella no paró de buscarlo en toda la noche. Él que la tenía clara se hizo desear, estaba muy regalada. Pero no aguantó más y se acerco con actitud de galán, típica de hombre a punto de marcar territorio. Entonces a la hora de la charla ella no encontró mejor opción que relatarle con lujo de detalles como ¡cojía con el novio!. Otra vez me detengo. No comenten sus relaciones sexuales con un hombre al que no quieren darle, esto estimula su imaginación y la lleva a terrenos insospechados.

Ustedes sabran el estado de exitación de Juan. El chico no podía más, pero ella no cedía. La noche terminó con un "a mi novio me lo cojo el 90% de las veces que lo veo" y un adiós hasta luego.

Juan repasó lo ocurrido y comenzó a pensar que en la actitud de María se ocultaba un dejo de hiteria. Pobre, no sabía con quien trataba y no desistió.

A la semana Maria cortó con su novio. Juan no podía estar más seguro de si mismo y de lo que ocurriría. Ella lo invitó a la casa "veni que estoy sola". Listo.

Juan fue al kiosco, compró preservativos como buen hombre responsable y se dirigió contento hacía su casa. María lo recibió en short y lo invitó adentro para que miraran una película. De repente ella le dice "vamos para el cuarto que tengo sueño". Se te dio Juan!, pensó. Ya era hora de sacarse la calentura que venia acumulando hacía semana.
Se ve que Máría tenía mucho mucho sueño porque antes de ir al cuarto se detuvo en la puerta y le dijo "hablamos mañana Juanchi, ahora te abro que me estoy muriendo"

Él estaba indignado y caliente, dos estados que son complicados de llevar juntos. ¿Cómo le había hecho eso si ya la tenía en sus manos? Juan es hombre y no entiende.

La gente tropieza dos veces con la misma piedra y él no fue la excepción. Ya estaba seguro de que María lo estaba histeriqueando, pero no pudo resistirse a una llamadita con vos sexy que decia "estoy solita, tengo ganas de verte". María fue a su casa, miraron Harry Potter y entre hechizo y hechizo ella le confesó que había vuelto con el novio.

Quizás no puedan creer que todo esto sea verdad. Confíen en mi y sepan que este mundo está lleno de mujeres que no tienen miedo de jugar con las hormonas masculinas.
Ustedes no sigan a María, cuando la pava está caliente hay que tomar el mate. Digamos todos juntos no a las putitas.

Angelina Jolie


...Leer Post Completo...

Las desventuras del Bone-Seeker


Habiendo leído y analizado los últimos dos posts (“esto le pasó a un amigo” y “you are the one…no te regales!”), puede afirmarse que, aun siendo ambos maravillosos y fieles reflejos de la realidad misma, constituyen los dos extremos de mujer que un hombre puede encontrarse en su camino de bone-seeker (buscador de huesos).
La sociedad en la que nos encontramos inmersos, exige que la mujer actúe y se comporte como “una verdadera dama”. A un hombre, por más dispuesto a huesear que se encuentre, probablemente le resulte un tanto impactante y hasta chocante, que una chica lo encare y le proponga “¿querés cojer?”. Quizás sea más erotizante para ambos jugar un poco con los tiempos, las miraditas, los misterios y la seducción.
Sin perjuicio de ello, si de huesos se trata, considero que el paradigma de todos debería asemejarse más a un “noteregales”, antes que a un “entregadeunabuenavezportodas”.
En “esto le pasó a un amigo”, contábamos la historia de una altanera, soberbia y petulante joven que creyó que todos se enamorarían de ella por esconderse y revolotear juntos una noche debajo de la sábana. No obstante, algo debe rescatarse de nuestra protagonista: a pesar de cometer el pecado de considerarse demasiado perfecta para este mundo y no abrirle las puertas a los huesos, se encontraba inescrupulosamente dispuesta a vivir la vida loca. Y eso es una decisión de mujer corajuda.
Distinto, muy distinto, es el caso que vengo a contarles.
No vanamente, debo repetir que ésta, como todas las que son contadas en nuestro blog, es una historia real.
Un bone-seeker se va de pesca una noche, y encuentra que hay pica. Se besan apasionadamente durante horas en el boliche hasta que, dado que la situación se había tornado insostenible (demasiado sobaje para un boliche, especialmente tratándose de un pueblito en Uruguay donde todos se conocen), el muchacho la invita a “ir a un lugar más tranquilo” (N. de R: vamos, todos hemos escuchado/dicho esa frase alguna vez). La chica acepta gustosamente, y nuestro amigo la lleva al lugar donde se alojaba durante las vacaciones. Allí, comienzan a besarse nuevamente (si es que en algún momento dejaron de hacerlo) y él intenta posar su mano sobre una voluptuosidad. Nuestra amiga se enfada mucho, LO MUERDE (!) y le exclama “me parece que te estás confundiendo”. Él, más que sorprendido, ATÓNITO, como buen caballero, le dice: “te abro la puerta”…
Pero aquí no termina la cosa…
La Sra. Histeria tiene el tupé de ofenderse porque su Sr. Sólo-Besador la está echando de la casa. Tanto pero tanto se irrita, que prácticamente él la tiene que sacar a la fuerza de allí.

Ahora bien. Aquí es cuando se me plantean una serie de interrogantes (son preguntas retóricas, vale la aclaración)..¿qué espera una mujer que va a la casa-telo-bulo con un flaco que acaba de conocer en un boliche? ¿para qué acepta ir, si no está para nada dispuesta a hacer lo que todos sabemos que fueron a hacer? ¿Supone que es el amor de su vida? ¿O acaso cree que cuando su macho la invita a “un lugar más tranquilo”, le está insinuando participar de un café literario en la Biblioteca Nacional? Y aún si pensara esto…¿no se le cruza por la cabeza que el flaco intentará tener un encuentro cercano del tercer tipo entre cafés, estantes y los libros? ¿Qué diría “noteregales”, el amigo de Marta, en este momento? ¿Sería capaz de decirle “porelamordediostelopidoregalateya? ¿Qué mierda tienen las minas en la cabeza? ¿Son todas putas?
Por favor, mujeres, como compañera de género les aconsejo…NO jueguen con los andrógenos y la testosterona…en verdad son hormonas potentes. Actitudes como éstas, pueden llegar a producir catástrofes para con ellas…hasta puede suceder que causen la extinción de los huesos. Y no podemos permitir que eso suceda.
Es preferible que posterguen el misterio, la seducción y la no entrega para cuando se consigan un novio (ojo, tampoco se abusen de él y su paciencia)… pero si aceptan ir a “un lugar más tranquilo”, por el amor de Dios, les pido…REGÁLENSE o, al menos, véndanse a un precio asequible.

Manjula Nahasapeemapetilon

----------------------------------------------------------

Post dedicado al índice de embarazos producidos en la Biblioteca de la Nación (4,32% de los nacimientos del país).


...Leer Post Completo...

You are the one, no te regales!

Huesos sin códigos.
Se ha hablado bastante de ello, pero creo que es necesario explayarse un poco más. Porque mi problema reside, justamente, en que no comprendo la necesidad de violar las formas de convivencia entre dos personas que eligen “inocentemente” comenzar a huesear.

Doy por hecho, para comenzar esta historia, que a esta altura más o menos sabemos a qué perfil de ser humano me refiero cuando digo mi querido “noteregales”. Lo doy por hecho como una simple operación: para ahorrarles tiempo y para poder acortar mi campo de estudio en este post (:P cuánta cintificidad)…
Es hora de hablar del final de esta relación de hueso, para que se comprenda por qué tanta indignación… pero el contarles el final, no va alterar la sorpresa que siga generando las historias que me faltan contar del medio (supongo). Es como Moulin Rouge… sabemos que la pobre, pobre Satine muere… pero no por eso, en el final no lloramos como condenados…
Todo comenzó en un abril tormentoso, con los histeriqueos y las idas y vueltas que ya alguna vez he comentado. Era diciembre… y aún estos dos simpáticos personajes seguían frecuentándose… pero ya, con un poco menos de onda… son difíciles de sostener tantos meses de “hueso”, hay que reconocerlo.
“Noteregales” dice: “me voy a pasar toda la temporada de verano a la costa… y a pasar navidad y año nuevo también allá”.
Yo digo: “Buenísimo. Nos veremos a la vuelta…”.

Se despiden como mandan las reglas huesísticas…

Pero oh! Casualidad! Primer fin de semana que nuestro muchacho tendría que estar disfrutando del sol, las olas y las chicas en bikini, y en vez de eso, aparece en el bar de siempre… hay algo que comienza a no comprenderse. Pero bueno, ella sobre todo es boluda, y le cree cuando le dice que se volvió sólo por unos días… pasan la noche juntos.

Segundo fin de semana. Y pasa exactamente lo mismo! La indignación va creciendo. Todas mentiras estratégicas innecesarias que se solucionarían mejor con un: “bueno, querida, esto fue”. (Sin contar que él las sostiene muy mal yendo a donde sabe que ella está.) Pero se ve que no, que a algunos les enseñaron que mejor enredar todo y hacer todo más complicado, porque sino la vida carece de sentido…

Llegan las vacaciones. Ya no se hablan tanto por todas estas pruebas de la mala onda y la falta de códigos que un hueso puede tener hacia para con alguien (conmigo).

Ya de vuelta en Buenos Aires, un día una amiga no sabe si decirme la triste verdad o no… “noteregales” le había tirado onda poco sutilmente por msn, y de paso, bardeándome a mi… Chan! Ja!

¿Ven? A eso me refiero cuando digo que hay gente que tiene la necesidad de destruir las cosas buenas que se le presentan. En vez de retirarse elegantemente con un “hasta la vista”, lo pudren todo… como para que no queden posibilidades ni de dirigirle la palabra después. Como para asegurar que el puente se destruyó totalmente.

Y pobre, pobre “noteregales” descubrió finalmente que no hay tanta gente como él… (que yo no era como él), que todavía quedan bellísimos grupos de amigas que tienen códigos, pero que no hacen las cosas por simple respeto a ellos, como un deber, sino que hacen las cosas por simple y puro y hermoso y maravilloso amor.


Minujin, Marta

*post dedicado a mis hermanitas, a mis medias naranjas, a las luces de mi vida que alumbran mi camino... (jaja... qué frase cursy... no podía faltar...)

...Leer Post Completo...

Esto le pasó a un amigo:

Nuestro hombre es el típico entrador que tiene más chamuyo que Gardel, es copado, gracioso y tira redes como pocos. Para él, hablar con una mina es estar hablando con un potencial hueso, no pierde ninguna oportunidad. Y, por supuesto, la universidad es el paraíso: lleno de chicas dispuestas a... sólo él lo sabe.
Como no podía ser de otra manera entre intervalos y trabajos prácticos se hace "amigo" de una compañera. Ella, ninguna lela, capta al toque las intenciones y sin anestesia invita: "¿no te querés venir a casa a cenar?". Claramente una siendo del sexo femenino entiende que lo menos que va a pasar es que él termine atado a la cama con crema chantillí en el pecho, porque, de esas propuestas, no se puede esperar menos.
Sin dudarlo, nuestro hombre acepta (quién se reusaría). No sé si llegaron a cenar, después le voy a preguntar, encamarse seguro se encamaron, eso me quedó claro. Y bueno, el muy iluso creía que ya estaba en condiciones de afirmar que ya tenía un hueso para las vacaciones de invierno... pero las minas son jodidas.
Al otro fin de semana, él la invita a una fiesta de un amigo, ella se aparece y cuando la va a saludar con un beso en la boca (quedará pendiente este tema de los saludos para otra ocasión) ella le corre la cara... desconcertado la mira con cara que denota alto grado de confusión y ella exclama LA frase; esa frase que ninguno soporta y que repudiamos fervientemente en este blog, ¿qué le pudo haber dicho?, vamos todos en corito:
- Es que no quiero que te enganches
El tamaño del ego de esta mina no tiene precedentes...
Nuestro hombre creyendo que se trataba de algún tipo de chiste de mal gusto exclama: "vamos", y le tira la boca de nuevo... nuevamente es rechazado. Ella con aire sobrador le explica que no quiere mezclar las cosas, que es mejor así.
La historia no termina acá, porque a la hora él ve a su hueso fallido apretándose a su amigo. Respuesta automática de un hombre: "puta" (también quedará pendiente para otro post), ¿el sentimiento de nuestro protagonista? el que motiva a diario a este blog: indignación.
Que podemos decir... la verdad que la mina bastante conchudita resultó y con una autoestima nunca vista. No se puede pensar que porque hay buena onda la otra persona se va a enamorar de vos, y esto va tanto para hombres como para mujeres, y menos que menos da hacer un planteo de ese tipo y después comerte a un amigo del flaco en su cara.
Hombres, ¿vieron que tenemos autocrítica? Esto es para que dejemos de ser TAN conchuditas.


Regina Falange


Dedicado a mi compa-amigo-primo Fer que es un groso y lo banco a muerte.

...Leer Post Completo...

"Me enamoro de todos los pibes que me bajo"

(La gente nos pregunta, nosotras respondemos aunque no tenemos ningún tipo de autoridad... capaz es eso...)

A simple vista se te podría decir que no servís para ser Hueso, pero no todo está perdido, en este blog le ponemos fichas hasta a las más "Susanita".
El primer ejercicio es encontrarle el defecto. Una vez que lo viste se vuelve tan insoportable que nada puede enamorar menos que verlo comer con la boca abierta; no es tierno, es asqueroso. El defecto es un viaje de ida, es algo que sólo con verlo te irrita, te irrita como pocas cosas y te preguntás "¿quiero pasar mi tiempo con un tipo que tiene pelos en cada rincón de su cuerpo?". Si no es el amor de tu vida, no vale la pena engancharse, que sea Hueso, que es lo máximo a lo que puede aspirar.
El segundo ejercicio es el cuestionamiento, si estudia derecho "¿por qué derecho y no sociología?", "¿quiero estar con alguien que estudia derecho?", "¿quiero terminar con alguien con padres divorciados, que después se volvieron a casar y a separar de nuevo?", "¿o quiero alguien familiero?", "o mejor, quiero a alguien que tenga a los padres viviendo en el interior".
Hay que armarse un prototipo de hombre y pensar en todas las cosas en las que no encaja tu supuesto príncipe azul. Así, te vas a dar cuenta de lo lejos que estás de enamorarte.
Si con todo esto no estás convencida probá con el ejercicio de la crítica: criticalo, si se la banca quiere decir que algo... un poco... en el fondo... un poquito te quiere... capaz no es tan malo después de todo.
Sino, no vale la pena engancharte con un pibe que sabés que no se interesa por vos, no te gusta lo que hace y tiene todos esos defectos que le encontraste.
Sólo valdría la pena si el sentimiento es recíproco, de lo contrario... siga revoleando la chancleta.


Regina Falange



...Leer Post Completo...

Una noche entre machos...


Puede decirse que desde que este blog cobró vida no sólo presto atención a los aconteceres femeninos, sino también a los de los hombres. Me cuesta, porque claramente muestro la hilacha, pero trato de controlarme y escucho frases como estas:

- "terminó siendo una chica tablita"

Paso a explicar: resulta que después de remar el chico en cuestión logró acostarse con la muchacha, el problema es que fue una gran desilusión... bueno... tampoco "gran", no exageremos. Resultó ser que ella no movió un músculo en toda la noche, simplemente se quedó ahí, dispuesta a afrontar todo lo que se le aparecía. La cosa es que aparentemente esa actitud no gusta, y dejando subjetividades de lado, creo que tienen un poco de razón los hombres en indignarse. No da hacer la del muertito, si ya estás en el baile hay que bailar. Lo que yo no quise confesar es que una, a veces, lo hace para defraudar a propósito, pero no se suele emplear esta herramienta tan rápido (la primera vez) se usa cuando ya no querés saber más nada y ni siquiera intentás ponerle onda.

Otra de las frases que escuché durante la noche fue:

- "me dan bronca las minas que boquean y después te defraudan"
Explicación: parece ser que ciertas muchachas hacen alarde de sus capacidades, "pero a la hora de los bifes se comen los mocos"... quiero recordar que sólo estoy robando pedazos de conversaciones entre muchachos. Mujeres... no hablen de más, la clave es jugarla de callada y dejarlo que se sorprenda, y por favor no agoten los recursos en la primera noche, dejenle entrever que la tienen clara, pero que hay más material con el tiempo si ellos son obedientes y se portan bien.

- "lo mejor es cuando te encontrás con una gauchita"

No hay mucho que decir. Creo que acá fue cuando me saltó la térmica. Todos queremos cruzarnos con gente gaucha... no sé si me entienden. Todos deberíamos aprender a ser más gauchitos, el mundo estaría más complacido, no habría tanto stress, la gente andaría con una sonrisa por la calle pues sabría que al final del día algo bueno espera, no una tablita, no un egoísta sino un encuentro gauchesco... del bueno.

Bueno, agradezco a mis amiguillos que me cuentan de sus andanzas como si fuera uno más, pero al leer esto uds. se preguntarán pero mi estimada Regina ¿creemos en la amistad entre el hombre y la mujer? noooooo, si hay amistad es porque o alguno de los dos es feo, ya pasó algo y no funcionó, o en mi caso soy la ex de un amigo. Gracias a ser la Ex de puedo empaparme de tanta información confidencial, que no debería reproducir... pero... si no se dan nombres es como la nada misma.


Regina Falange

...Leer Post Completo...

Dale... dale... don... dale

El tema de los celulares y los huesos es, sin duda, controversial. Como para tratarlo en algún congreso del ramo o, por qué no, para que llegue a la pantalla chica en un “Polémica en el bar”.

Y ya que estamos en clima en este blog, voy a sumar mi teoría junto con sus pruebas concisas, comprobadas en la vida real.

El celular en la mano de un hueso hace que siempre exista el riesgo de arruinarlo todo. Una pasa el número con la ferviente creencia de que acaba de conocer a alguien con quien vale la pena “huesear” un rato… y eso ya es bastante… pero no, una y otra vez, los sms atentan en convertir la espontaneidad en uno de los peores crímenes de la historia.

Lunes. 11:45 hs.

Don Omar: ola! Buen dia hermosa! soy omar como estas?
Ella: buenas, todo bien, recién levantada, vos?
Don Omar: bien, laburando. Que ganas de que me rasguñes la espalda. Nos vmos esta semana, mañana? (sí, sí... así de una se manda)
Ella: ah… qué sutil. Mañana tengo un curso de degustación de quesos. Pero por ahí el miércoles…

No hay respuesta… cierto alivio recorre la espina dorsal de ella.

Pero llega el miércoles. 15:30 hs.

Don Omar: y… oy hay rasguneo o no?
Ella: me inhiben tus propuestas… así que prefiero que no…
Don Omar: pero no te inhibas. Soy medio cavernicola. Te parece si “venís a casa a ver una peli”?
Ella: mejor. Le pusiste onda. pero no, beso, que estés bien.
(evito las descripciones de los estados por los que ella pasa porque calculo que es demasiado explícito el caso de por sí).

A mi parecer funciona como la teoría filosófica: si no lo veo, si no lo percibo, no existe. Entonces, al no tener a la chica en frente (que funcione como aparato de correcta y necesaria contención mental) hace que piensen que esos mensajes en vez de llegarle a una persona física y espiritualmente existente (nada menos que su hueso y/o intención de que lo sea), van vía satélite a un centro de almacenaje de “mensajes boludos” y ahí se pierden, se traspapelan en la nebulosa de las nuevas tecnologías.
O, por lo menos, esta es la respuesta más lógica, coherente y cohesiva que encontré.

El verse privados e imposibilitados de observar la reacción del otro lado (el famoso estímulo-respuesta en vivo y en directo) los hace impunes… harán como que nunca pasó nada… como que el sms fue obra y gracia de la energía del universo transformada… en impulsos deliberadamente deficientes de comunicación.


Minujin, Marta.


*Este post va dedicado a todos los reggaetoneros del sur y norte de este bendito universo que con su perreo han movido montañas.

...Leer Post Completo...

Un amor en cada puerto

Me he dado cuenta de que el tema celular (Movicom diría mi madre), es repetido en este blog. Algunos opinarán que es un invento digno del demonio, otros, que ha facilitado la tarea de bones-searching. Lo que nadie puede negar es que es protagonista de cualquier historia en cuanto a hueso se refiera.

Aqui les presento la gran estrategia del marino, pero trasladado al 2008: una fija en cada boliche.

(Empezaré aclarando que esta hermosa forma de vida es utilizada en su mayoria por los hombres, aunque incentivo a ellas a que la utilicen, se de buenos resultados.)

Lo primero a destacar es la paciencia y prolijidad del marino. Su arduo trabajo de visitar cada bolichón e ir eligiendo a la doncella adecuada no es cosa fácil. Habrá algunos que se rendiran frente a tantas negativas, si embargo existen los perseverantes (como mi fuente), que a la larga consiguen lo que han ido a buscar.
Quizás pensarás que es un inescrupuloso, reconozcamos su excelente forma de bailar en la pista del amooooor.

Cómo se eligen esas fijas, preguntarán ustedes. Todo queda a elección del varón, se deja llevar por sus gustos. De las que se chapó, prioriza la mejorcita. O las menos peor...
Cada mujer elegida lleva su correspondiente ubicación. Es así que en el directorio del marino se leerá:
Pau Cult
Sofi Chic
Vale Club
Cami Rumi
Agus Pacha

En la previa de la noche, el hombre mandará con toda impunidad un mensaje de texto COMUNITARIO que dirá "queridaaaaaaaaaa, como andas? que hacés hoy?
La mayoría le dirá a nuestro amigo sus pasos a seguir. Es aqui donde saylor man sacará la hoja de ruta y marcara con rojo cual es el camino elegido. Muy pocas veces se equivoca.

Llegada la hora del dancing, ya elegido el destino, nuestro hombre comenzará a atacar sin asco. Empezará de mayor a menor e irá bajando acompañado de un tsunami de nooooos. Si son 200 las mujeres presentes en el boliche, no se preocupen!, se hará un tiempito para todas.
No olvidemos que la fija ya se encuentra en la zona o prontó lo estará. El macho tanteará por mensaje su ubicación exacta y de eso dependerá su comportamiento. Si la que ha caido en sus garras es mejor, seguirá chapando sin importarle nada.
Cuando el marino se ha cansado de rebotar sin cesar, recurrirá a nuestra amiga fija. Vale aclarar la actitud sumisa (imprescindible) de ella, siempre está, no es necesario darle si o si. Es gauchita y no se ofende taaaaaaaanto. El hombre ha conseguido que ella piense que aaaaaaalgo le importa, otro gran trabajo con su sello.

Como verán la noche ha terminado bien. Él nunca se ha quedado con las manos vacias.

Puede ocurrir lo inesperado: que se encuentren las fijas. Como hemos dicho, son tranquilitas, no armarán gran escándalo. Sin embargo, el marino perderá ese contacto, ella lo borrará del msn.

Aunque puede ser tomado como un favor, él deberá empezar, otra vez, la búsqueda. Que a esta altura se ha convertido en su pasatiempo favorito...





Dedicación completa a mi fuente, que no ha escatimado en detalles al contarme sus andanzas por las noches porteñas. Gracias!


ANGIE

...Leer Post Completo...

Mensajes Confusos (3)



El advenimiento del celular a la vida cotidiana nos cagó la vida. Antes sólo te pedían el tel. cuando Cupido había metido mano, sino era cosa de una noche, pero ahora los flacos te piden el cel. de nada y una, como buena boluda que es, se lo da.
Ante todo, si el pibe no vale la pena ni se gasten, no le den nada o denle el número de atención al cliente de Vienissima que no deben tener nada para hacer.
La espera de la llegada del mensaje, ronda entre lo patético, la indignación, la impaciencia, en fin... ninguna sensación placentera. Así que de ser posible, evítense el mal momento, sino jódanse y esperen. El plazo, si se le puede poner un plazo a estas cosas, sería 5 días, si después de eso no te escribió es porque... bueno, o nunca apretó "guardar" que tratándose de un hombre es factible, o ya se olvidó de vos. Si ya tienen algo, pero no estás segura si ya están a ese nivel donde vos proponés las salidas, tirate el lance, si no te responde, mala suerte, sino capaz tenés la posibilidad de enganchar un digno hueso.
Francamente, desconozco la razón por la que los tipos te piden tu número y después no te llaman, ¿en que cabeza cabe?, ¿cuál puede ser la explicación de tal acto retrógrado?. El otro día un flaco me pidió mi número y le dije "no, ni da, es re temprano", ¿la excusa era malísima? ni hablar, pero lo importante es que no se llevó ningún tipo de esperanzas, en ese mismo momento todas sus expectativas de ponerla se estrolaron contra el piso, entonces insisto: ¿por qué alguien pediría un número de teléfono si después no va a llamar?. Es como ir a un restaurante y cuando viene el mozo decirle "no, dejá, prefiero pasar hambre, gracias".
No creo tener la respuesta, pero quizá sí un prejuicio: los tipos te piden tu número porque piensan "pobre, cree que ya consiguió novio, vamos a pedirle el tel. así no la hago sentir mal". Les tengo una noticia: por pasarla bien con alguien no es que una se va a enamorar, no funciona así "ay... ¿viste que simpático el repartidor de pizzas?, creo que me estoy enamorando". ¡No!, por favor sepan que entendemos el concepto de "algo de una noche", sino vamos a tener que tomar al toro por las astas y cuando nos pidan el número les vamos a tener que decir: "¿por qué mejor no tratás de adivinarlo, una pista, empieza con 15".


Regina Falange



* Post dedicado a la chica de la foto que se estaba metiendo un nokia 1100 en la... si ahí... las cosas que una tiene que ver para decorar un poco este blog...


...Leer Post Completo...

Bailando por un hueso


Sábado por la noche. Bolichín, pachanga, cachengue...

Esta vez no puede fallar: el mejor lugar, los mejores chongos, la mejor remerita, el mejor escote...las mejores amigas.

"Quédate tranqui, que esta noche se te da", te dice la amiga de tu amiga, que mucho no te bancás. Vos sentís lo frustrante que es que ella te diga eso tocándote el hombro, casi con lástima.

"A lo que hemos llegado...cómo si yo no pudiera conseguirme un hueso por mis propios medios", pensás para tus adentros.

La noche va arrancandonga y vos empezás a analizar la situación...que bailo como loca, que hago movimientos sexies, que me quedo parada haciendo ojitos a alguno, que mejor me hago la indiferente... todas distintas estrategias tendientes a conseguir hoy, DE UNA VEZ POR TODAS, un huesiiiiiiiito.

Empezás por los ojitos.
NADA.

Pasás al movimiento discreto.
NADA.

Te movés un poco más alocadamente.
SE TE ACERCA UN CHOCHAMU. Te toma de las manos y te saca a bailar. GRRRR, las tiene todas transpiradas y ya te da un poco de asquete. Le decís que te espera tu amiga en la otra punta y te fugás.

Te vas a la barra.
UN TEQUILA. NADA.
DOS TEQUILAS. NAD..
TRES TEQUILAZOOOS...Opa...
TRES TEQUILAZOS Y UN TOC-TOC...Uf... de dónde salieron estos machos?

Volvés a la pista y estás como LA-KA- No podés dejar de hacer el pasito del tirabuzón. De repente te encontrás acosada por una horda de machos en celo que aplauden derredor.

UFFF, qué calor... te sacás el saquito y escuchás cómo la piara aclama tu escote al ritmo de "mamiiiiitaaaaaaa", "yeguaaaaaaa", "negraaaa cómo te sacudo" y demás piropos con el sello de Eugenia de Chirkoff.

Es entonces cuando tu cerebro emite algo así como una señal de PRECAUCIÓN, DANGER, CUIDADO!!!...y lucecitas rojas empiezan a titilar delante de tus ojos. No obstante, ese pequeño resabio de neurona que te quedaba después del paso por la barra, no logra vencer ese instinto animal de mujer en curda que te ha invadido al escuchar que suena AMOR NARCÓTICO.

Sí, la escena es BIZARRÍSIMA.

Se te acerca un choma y vos, al estilo Terminator, lo enfocás por la mirilla y le sacás toda la ficha:
"Hombre. Varón. Sexo Masculino. Miembro viril." (bueno...léase un Terminator con cinco medidas de vodka encima).
"Análisis: Probable hueso.
Ubicación: Se ubica a 4 mts, 3, 2, 1, 0,5...BUENO BUENO, demasiada cercanía".

Te habla gomosamente al oído (N. de R: nunca nada peor que el estado gomoso), te toma de las manos (mucho más sudadas que las del chongo anterior), tiene un aliento a vino importante (y no precisamente un Bianchi), no es tu tipo (creo que almenos es un tipo)...pero ASÍ Y TODO, te encontrás contra la pared siendo dada por ese hombre. A esta hora, si es ser humano, mejor.

MAMADERA. Los efectos del alcohol...vos sabés que no está bueno lo que hacés, pero no podés evitarlo.

Por suerte te despertás..."uffff, fue un sueño", pensás..

Intentás recordar cómo te dormiste la noche anterior. NADA. Cómo te pusiste el pijama. NADA. De hecho te percatás de que tenés puesta la ropa con la que saliste.

MALAS NOTICIAS...no fue un sueño.

PERO hay algo peor...te llega un SMS. "Ke bien la pasamo anoche mameta, ke bien ke me tocastess"... POESÍA PURA.

Te lo dije...había algo peor: le diste tu teléfono.
¿Cómo? ¿Cuándo? ¿Por quéeee?

Y ahora habrá que aguantar una larga semana de SMS.

Sí, una semana más de Síndrome de Mujer Sola.


Manjula Nahasapeemapetilon
----------------------------------------------------------
Post dedicado al gin con pomelo, que me dio la alegría más grande de mi vida.


...Leer Post Completo...

Aprendiendo a ser Buen Hueso



¿Qué estamos dispuestas a sacrificar por un hombre? mmm... nada ¿Qué tendría que sacrificar un hombre por una mujer? Nada.
Lo maravilloso de ser Hueso es que ningún reproche es válido. Si tu Hueso te cambia por sus amigos para ir a jugar a la pelota... no le podés decir nada, le deseás suerte y a romper la noche con amigas. Si tu Hueso te dice que se va de compras al shopping, vos hombre, estás en todo tu derecho de decirle "Ok. suerte pasalo bien" (como me irrita el "ok.") y no te puede decir nada.
Si tenés ganas de ir al cine lo tenés que invitar a tu hermano... no a tu Hueso... el cine es salida de noviazgo; ahora si querés una noche de tragos y sexo desenfrenado lo llamás a tu Hueso. El ser Hueso implica que uno hace sólo lo que tiene ganas, jamás te quedarías haciendo cucharita un sábado a la noche, sino... bueno... haciendo eso que todos sabemos.
Si te peleaste con tu archi mejor amiga porque te dijo que Brad Pitt ya está viejo no lo podés llamar a tu Hueso para llorarle al teléfono durante 2hs., te conformás taladrándole el oído a tu hermana. Si te sentís con ganas de irte de picnic al Tigre ¿a quién NO podés invitar? Claro que si, a tu Hueso, conformate con ir a tomar mate a la plaza.
El Hueso no está para cursilerías, para eso están los novios que tiene los huevos preparados para ser hinchados y aguantan tus mambos y vos sus celos, groserías, olvidos, descuidos, etc. En fin, con el Hueso los únicos planes que vale la pena armar son los que terminan en la cama, y que no se te ocurra tirarle un "la paso re bien con vos (ojitos)" porque corrés serios peligros de terminar buscando huesos en los chat de yahoo. Sin ataduras quiere decir eso: sin ataduras... ¡a no mezclar!.


Regina Falange

...Leer Post Completo...

Tirale un Hueso, pobre Sabueso


Hace algunos días, relatamos la crisis que reina hoy día en el mercado huesístico. Claro, uds. se pensaban que el único mercado que sufría era el bursátil, pero no...

Si estabas pensando en conseguirte un hueso para que te subiera el ánimo por el mal negocio que hiciste comprando acciones de un restaurante chino, que en la última semana bajaron un 132%(un negoción que te recomendó tu agente de bolsa, un tal Silvio Soldán), te tengo una mala noticia: parece que ahora tampoco eso será posible. Resulta que hoy día también escasean los huesos. Los buenos huesos, claro está.

¿Qué hay que hacer para conseguir un Buen Hueso? ¿Alcanza con seguir las instrucciones del Manual, o hay que tener una dosis de buena fortuna?

Esta es la historia de una estudiante de Psicología. Ella transitaba por una vida monótona junto a su novio de ya casi 4 años...un muchacho de su edad, algo vago y bohemio.

El primer día de clases de su segundo año de la Facultad, entró al aula y lo vio a él. Era un profesor joven, de unos 26 años, con cara de buen tipo y un aire de intelectualismo. Debo reconocer que al principio no le llamó mucho la atención.

Sin embargo, los días fueron pasando y el "profe" cada vez le caía mejor. Se enteró de que solía viajar por el mundo especializándose en psicología forense, que había escrito un libro y que tenía planes de refutar con fundamentos la teoría de Freud. LA PUCHA. "Éste sí que sería un buen candidato", pensó nuestra amiga.

Al tiempo, comenzaron a hablar por MSN y, más adelante, por teléfono...hasta que un día, el Profe la invitó a encontrarse frente a la facultad de Psicología, para charlar un poco de la vida y concoerse más. Ella, que ya a esta altura se sentía Celeste Cid, la protagonista de El Profe, aceptó con gusto.

El momento indicado llegó.

Ni bien Jirafales vio a su alumna, la saludó con un pico. PRIMER ERROR. "Me habrá parecido a mí", pensó Poppys...y decició continuar adelante con su encuentro amistoso.

Ahí nomás, el Profe Córdoba le tira: "Viste la película Annie Hall, de Woody Allen?"...ella, desconcertada cual mujer del DT luego de morderle ahí abajo, le contesta que no. SEGUNDO ERROR: Jamás repitas la frase de una película en la primera cita. Y menos aún si dice algo así como "Yo creo que deberíamos darnos el primer beso ahora, para que después no esté la tensión de que todavía no nos besamos". Ji ji ji, se rió nerviosamente nuestra protagonista. SIN PENSAR que el TERCER ERROR sería aún peor: El profe de Miranda erróneamente "comienza a sospechar que eres mi alumna preferida y que caíste en mi trampa" y le propone ir por una caminata. Acto seguido... LA TOMA DE LA MANO!


NONONONONONONONONO

Tres años después, nuestra amiga vaga por los pasillos de la Facultad sin ninguna esperanza de encontrar un hueso que la rescate de la monotonía. Ya no mira con cariño a profesores, ni a compañeros...es simplemente un alma desolada y sin convencimientos.

Este es el efecto que producen los malos huesos...una verdadera INDIGESTIÓN.

Yo les pido, queridos lectores, ENCARECIDAMENTE, que si por una de esas casualidades ven a mi amiga pasar entristecida.. le tiren un hueso. Pobre sabueso. Qué flaco está.


Manjula Nahasapeemapetilon

----------------------------------------------------------

Post dedicado a Osvaldo Laport, el Profe Buenaventura.


...Leer Post Completo...

Crisis en el mercado huesístico

Cuando festejás el primer aniversario de tu abstinencia la desesperación se apodera de tu cuerpo. Cualquier lugar, momento, ser bípedo con pulgar opositor es digno de ser Hueso, pero tu mala racha no te va a abandonar tan fácilmente, si 20 años no es nada... imaginate uno nomás...
Y te agrega al msn un pibe de las escuela que no ves hace como 10 años, pero no te importa (a esta altura si los cactus tuvieran lengua...) y empiezan a hablar, va todo perfecto y entre preguntas y respuestas te cuenta que está en Brasil haciendo un curso de lambada y que hasta mayo del año que viene no vuelve: caen precipitosamente todas tus expectativas.
Te encontrás con un compañero de la facultad que te pide tu número porque te quiere "preguntar algunas cosas", vos pensás "esta es la mía, no puede fallar", pero falla, de la nada te tira que "tiene que irse porque sale con la novia".
Ya desesperada, cualquier lugar es bueno para levantarse a alguien y porqué no el super. Te empezás a hacer ojitos con un flaco, intercambian teorías sobre la calidad de la verdura y el punto de maduración de los melones (siempre me resultó un problema) y finalllllmente te pide tu mail, vos feliz se lo das y esperás con ansias que te agregue. Empiezan a chatear y hablando de la vida, el trabajo, la familia te cuenta que su vida es UN poco complicada y vos ESTÚPIDA-ESTÚPIDA hacés la única pregunta que NO hay que hacer: "¿por qué?, "porque mi papá está preso por doble homicidio culposo y mi vieja se fue a Guatemala a predicar el cristianismo". Tooooodas tus esperanzas caen en picada. Estás en cero, nada, ni un ex con quien hablar... la desesperación es total.
Pero... pero, no sólo vos te empezás a desesperar, tus amigos que se preocupan por vos quieren presentarte a amigos, parientes, vecinos, cualquiera que corte tu mala racha y vos como no tenés nada mejor que hacer aceptás, total todos tus intentos de levante han fallado.
Llega el sábado a la noche y salís con una amiga y un amigo que viene con tooooodos sus amigos del trabajo... alguno tiene que zafar... no, ni uno, y no sólo que no les das ni con 30 medidas de vodka encima, sino que son unos imbéciles como pocas veces viste en tu vida.

Pelotudo Nº1: Te empieza a contar su teoría sobre los floggers y los emos y como los jóvenes de hoy no tienen "razón de ser" y te tira la frase que determina el curso de la charla: "porque el otro día me di cuenta de algo, Descartes fue el primer emo... porque dudaba, dudaba de todo". Vos lo mirás con cara de "ah, mirá que interesante", hacés fondo blanco y te excusas para ir al baño con intenciones de no volver jamás.

Pelotudo Nº2: "socialmente está mal visto una chica tomando cerveza sola así que te vengo a hacer compañía". Ya empezó mal, pero le das otra oportunidad, pero no la aprovecha y sigue tirando un chiste malo tras otro, no para, es como una máquina de hacer chistes malos y cuando creés que no puede empeorar su calidad... cuando le das la botella de cerveza la agarra cual premio y dice "se lo quiero dedicar a mi mamá que siempre me apoyó (...)". Evidentemente todo puede empeorar.

Pelotudo Nº3: No tiene ni chances, son las 4am., tu indignación ha alcanzado niveles nunca imaginados y no hay ningún tipo de voluntad para escuchar a lo que parece un chico de 17 años que mide 1.57, tiene pelo largo y ni un pelo en la barba... ni siquiera pelusa.

Completamente desmotivada, desganada, defraudada y por supuesto indignada te volvés con tu amiga que, por supuesto, estuvo toda la noche apretándose a un flaco.


Regina Falange

...Leer Post Completo...

EX 1 - ELLA 0

(Los personajes de esta historia son ficticios. Cualquier semejanza con la realidad, es mera coincidencia)

Laurita era una chica infeliz. Su vida se había convertido en un sustantivo: MONOTONÍA. Dividía su tiempo entre una carrera que detestaba y un novio que, sin saberlo, se cojia a medio país. No estaba conforme con lo que le pasaba, pero se había acostumbrado.

Pancho era un winner. Era el pibe perfecto (según Laurita, no doy fe). Tenía la mejor sonrisa, los mejores ojos, el mejor cuerpo que una mujer hubiera deseasdo jamás. Él estaba solo, buscando algun nido donde posarse, pero sin compromisos.

Ellos no se conocian. Vivían muy cerca, compartían amigos, pero el destino no había estado de su lado. Hasta que un buen día ocurrió. Habían empezado a correr los comentarios de que ellos debían encontrarse. "Tiene la misma onda", comentaban todos. Laura no estaba más de novia, tampoco estaba interesada en buscar algo serio luego de haberse librado de aquel maníaco, pero cuando lo vió supo que él era el hombre.
Según lo que se decía, el también habia quedado boquiabierto. Era real, tenía muy buena onda entre ellos y la pasaban bien juntos.

La relación transcurría sin mayores sobresaltos. Se veían muy seguido, hablaban por teléfono y la memoria de los celulares se llenaban con mensajes mutuos. Era, lo que se llama, un buen comienzo de algo que pintaba para más.

Pero como todos sabemos, no existen los finales felices. Luego de tres semanas, él desapareció. Simplemente se borró, sin dejar huellas ni rastros. Luego del día anterior atreverse a un TE EXTRAÑO, se fue.

Que habrá pasado, por qué tal éxodo? Porque por arte de magia apareció nuestra tan odiada ex. Esa que no importa cuanto la hayan puteado delante de nosotras, logra engatuzarlo con un simple llamado.
Esa que compartió con el cosas increibles.
A la que no le llegamos ni a los talones.
Esa que lo conoce de arriba a abajo.
Esa que nunca va a dejar de estar en su mente.

Por eso mis queridos amigos, a la hora de elegir el BUEN HUESO, tengamos bien en claro que la ex quedó lejos. No confiemos en un "es una pelotuda, me persigue", porque en realidad esta ahí, al alcance de la mano. La ex corre con una gran ventaja, no dejemos que la aproveche.

Por ahora estamos 1-0 abajo...


ANGELINA JOLIE DE PITT

...Leer Post Completo...

Sus Relatos: espacio dedicado a las historias que ustedes nos mandan

EL NUEVO ESPACIO "SUS RELATOS" ESTÁ PARA QUE USTEDES TAMBIÉN PUEDAN CONTAR SUS HISTORIAS, INDIGANCIONES, OPINIONES.
AGRACEDECIDAS ESTAMOS DE LOS MAILS QUE NOS LLEGAN, Y POR SUPUESTO ESTAMOS A LA ESPERA DE MÁS HISTORIAS.
PUEDEN ESCRIBIRNOS A elbuenhueso@gmail.com

SALUDOS!
...Leer Post Completo...

Sus relatos: 1,2,1,2..¿3?

Estuve 3 años de novia, más o menos. Íbamos, veníamos, yo re enamorada y el tranqui, muy cómodo, porque obvio, la enamorada era yo. Siempre me planteaba que estaba confundido, entonces yo le daba su tiempo, pero siempre terminábamos volviendo. Un día cortamos (yo obviamente pensando que era definitivo), no lo vi por 3 meses mas o menos, hasta que un día apareció en la fiesta de una de mis amigas. OOOOOBVIO que yo para ese entonces me había cambiado el look del pelo, había adelgazado un montón, y estaba vestida terriblemente perra porque estaba soltera, despechada, y encima sabía que él iba a ir. MI mejor amigo el push up y yo bailábamos desenfrenadamente haciéndonos rogar, pero obviamente después de dos minutos caí en sus garras de nuevo como buena boluda que soy. Terminamos durmiendo juntos en casa, a lo que yo asumí que, como era mi ex, habíamos vuelto.

¿El problema? Que yo ya me había conseguido un hueso. Seguí con los 2 un tiempito, pero como siempre, mi ex me pudo y me decidí por él. Me fui de vacaciones, volví, y mi ex... cri cri... desapareció. Se había ido de vacaciones con otras chicas, y bueno, supongo que se flasheó mal con una y me dejó de garpe. Y bueno... como boluda que soy, me borré y desaparecí. No tuve noticias de el por varios meses, hasta que apareció para mi cumple. A todo esto, yo ya tenia a mi segundo hueso (o tercero, ya me confundí), del cual me estaba empezando a cuestionar.

Ya voy un buen tiempito con este hueso... y ya era hora de que sea gelatina o marfil, yo quería que fuera marfil, pero como BUENA BOLUDA que soy siempre elijo el mismo perfil de pibe, el que JAMÁS se compromete en serio en una relación. Así que decidí mantener mis 2 huesos, repartiendo mi amor y mi tiempo entre ellos. La paso de 10, y tanto mi Ex como mi otro Huesito, saben que en algo turbio debo andar, porque el celu siempre esta en silenciar, me rio sola y lo cierro rápido cuando me llega un mensaje y boludeces así.

¿Mi consejo? Repartan su tiempo entre dos, porque sino una se termina enganchando mal con alguno... A mi me sirvió...

...Leer Post Completo...

Consejos de Madre


Hoy, 19 de octubre, tercer domingo de octubre, se celebra el día de la Madre.
Esa madre que nos dio la vida.
Esa madre que nos parió con amor y sacrificio.
Esa madre que nos crió con ternura y mucho trabajo.
Esa madre que, ya desde chicos, nos empieza a dar consejos que recién hoy comprendemos.
Hoy, 19 de octubre, tercer domingo de octubre, se celebra el día de la Madre. Y recién hoy, 21 años, 5 meses y 19 días más tarde (las horas se las debo porque esto del cambio de horario me enquilombó la vida), me doy cuenta de los consejos SABIOS que mi madre me ha dado desde que nací.

CONSEJO 1
Cuando era chiquita, mi mamá me daba la pata de pollo para que la comiera con la mano. Pero, para que no me ensuciara en demasía, me envolvía el hueso con una servilleta.
LECTURA SUBLIMINAL: "Chupate el Huesito, pero nunca te involucres demasiado: podés ensuciarte más de lo necesario"

CONSEJO 2
La vieja suele preparar dos churrascos y una ensalada para almorzar. A la hora de servirlos, hace una distribución un poco extraña..."me quedo con éste que es puro hueso, vos comete ése que tiene más carne".. yo me preguntaba porqué a mamá le gustaba tanto el hueso. Ahora me doy cuenta...
MENSAJE SATÁNICO: "Cómo me arrepiento de haberme casado con tu padre: cambié huesos por una panza gorda...por ahora, me conformo con este huesito. Vos que sos joven, no jodás" (sí, sí, con acento en la "á", que le da un énfasis especial)

CONSEJO 3
Teníamos una perra que se llamaba Manchita (N. de R: ¿quién no ha tenido una perra con ese nombre? Es como la tortuga Manuelita..). Yo veía que en el restaurtante, todo el mundo pedía que le envolvieran los huesos "para darle al perro", pero nosotros nunca le llevábamos nada a Manchi. Un día le pregunté a Mamá si podía darle un hueso a mi can. Ella, sacada como nunca, me contestó "MANCHITA TIENE COMIDA BALANCEADA...NO LE DES HUESOS, QUE LE CAEN MAL!"
RECOMENDACIÓN DE MADRE ENVIDIOSA: "NUNCA JAMÁS compartas los Huesos...estate atenta a esas PERRAS. Cuidá tus huesos, quedátelos todos vossss y no los soltéssss!! (porque las madres hablan así: "soltés")

CONSEJO 4
Como a todos los nenes, mamá me obligaba a diario a tomar la leche. Yo prefería un vaso de Coca, o de Jugo, a lo Sumo (cua). Ella, sin embargo, me convencía diciéndome "tenés que tomar la leche porque tiene calcio, y el calcio te ayuda a fortalecer los huesos y crecer".
CONSEJO DE MADRE YEGUA A UNA NIÑA INOCENTE: "Chupá, chupá, que así aprenderás cómo tratar mejor a los huesos hasta conseguirte uno BIEN GRANDE".

Hoy, 19 de octubre, tercer domingo de octubre, se celebra el día de la Madre.
Esa madre que nos enseñó con el ejemplo cómo tratar a un hueso.
Esa madre que tanto nos envidia los enhuesamientos (envidia poco sana, si las hay)
Esa madre que nos caga a pedos cuando llegamos un domingo a las 9AM, mientras que por dentro piensa: "yegua, cómo quisiera tener 20 años y quedarme en el pernocte hasta el desayuno"
Esa madre que, ya desde chicos, nos empieza a dar consejos que recién hoy comprendemos.
Hoy, 19 de octubre, tercer domingo de octubre, se celebra el día de la Madre. Y recién hoy, 21 años, 5 meses y 19 días más tarde, me doy cuenta de los consejos SABIOS que mi madre me ha dado desde que nací. GRACIAS ,VIEJA.

Manjula Nahasapeemapetilon
----------------------------------------------------------
Post dedicado a Moria Casán, que nunca tuvo segundas lecturas y siempre le dijo la posta a Sofía Gala: así está la pendeja, con un crío a los 21 años. Salú


...Leer Post Completo...

Introducción a Noteregales

Llegás al bar de siempre, con tu amiga de siempre, dispuesta a pasar un buen rato, bailoteando a más no poder. Cada fin de semana caés ahí, más o menos ya conocés a todos.
Pero esa noche, no contabas con encontrarte a un FLOR de flaco: esos que bailan terriblemente bien, simpático como pocos, desinhibido ante la vida. En fin, una perlita de hombre que ni se te cruza por la cabeza llegar a poder darle algún día.

La noche continúa entre cerveza y cerveza cuando te cruzás con un asiduo del bar con el que habías ya charlado un par de veces. Oh, casualidad, es uno de los mejores amigos de este chico tan partible.

Vos, tu amiga y los dos masculinos se ponen a bailar en comunidad. Buena onda. Va todo por buen camino. Así como la vida lo quiere, te vas al baño… y cuando volvés tu amiga te trae la mejor noticia que te podrían haber dado en años, esa que te hace saltar en medio de toda la gente, no importándote nada: “Che, le pregunté a este hombre (sí, así hablamos con mis amigas) qué onda y me dijo que le encantás!”.

Ahhhhh!!!! No lo podés creer, sos feliz feliz feliz. No ves la hora de partirlo en ocho, aunque sea un poco.
Lo empezás a buscar disimuladamente (el bar no es muy grande, así que con una simple recorrida de mirada, ya lo tenés). Te le acercás, no para atacarlo a la yugular, tampoco taaaan entregada la mina. Hablan de la vida un rato, hasta que el flaco te dice: “yo no estoy más para vivir de joda, no me va más”. Sentís que un adoquín te da directo a la nuca, como si en realidad te hubiera dicho: “nena, no me hinches, que no te voy a chapar” y te hacés la que lo comprendés: “me parace bien, sino te va no hagas algo que te haga mal” (buscate una buena esposa, catorce horas pa’ trabajar, diría un filósofo contemporáneo).
Siguen hablando y agitando el bote, pero en rol de “amigos” de bar, de noche y de ebriedad. Un buena onda, seriamente.

El flaco decide irse, vos quedarte, no sin antes decirte: “yo a vos no te cogería como los demás, yo a vos te haría el amor”. CUAAAAAAAAAAACCCCC
¿¿¿¿de dónde salió eso???? ¿¿¿¿Alguien me quiere explicar????
Vos no le respondés, él te zampa un beso y se va.

Aunque te haya dado impresión lo que te dijo, bah… impresión no es la palabra… risa es, decidís que pesa más la noche entera de buenas migas que hicieron que esa última frase de ebrio sacado. Sí, sos boluda, ingenua, confianzuda, como quieran llamarlo… pero bueno, nadie se entera.
Al otro día te lo volvés a cruzar. Esta es la mía, te decís. Te le acercás, y ni bola te da. Dejás que pase la noche, como que no te importa y él cada tanto se hace el gil y te manda una manito, una tocadita de pelo… algo… que no hace más que ponerte nerviooosaaaa!!!

Hasta que te decidís y entablás diálogo nuevamente, pero tarde, ya estás ebria... su respuesta a tu “me gustás” (sí, muy de primaria, lo sé…) es un: “no te regales”.

¡¡¡Qué indignación!!! Sin verlo venir fuiste una víctima más de lo que se llama: 100% te estoy HISTERIQUEANDOO!

¡Cabeza contra la pared!


Minujin, Marta

...Leer Post Completo...

Un Hueso difícil de domar


Hace un par de meses terminaste con tu novio (a las patadas), lo que menos querés es algo serio. Ves que pasa el tiempo y no tenés nada que comer así que arreglás con tu amiga para ir a "bailar".
Ya en el Boliche te empezás a hacer ojitos con un flaco, te viene a hablar, bailan, siguen hablando, y te hace la pregunta:
- ¿tenés novio?
- No, hace un par de meses terminamos como el orto.
- Ah, mirá, yo también. En semana santa me dejó, me dijo que estaba confundida y a la semana estaba saliendo con otro.

Pensás: "genial, el flaco lo último que quiere es algo serio, ésta es la mía". No tenés que bancarte nignuna ex, o escucharlo llorar porque la detesta. Le das tu celular, sospechosamente te llama a los días (porque como nos explicó nuestro lector Pablo, si le escribís al otro día quedás como un desesperado y apoyamos la moción), salen una vez, dos veces, va todo bárbaro, con el mínimo esfuerzo conseguiste un Huesazo. Copado, habla poco, lindo, pasan los meses y se vuelve bueno en otras cosas... va todo genial (acá viene el "pero").

PERO, como ya sabemos, al tratarse de hombres siempre hay un "pero". Un día le mandás un mensaje y nada. Al otro día nada... como no hablan seguido te olvidás. A las semanas le escribís un mail... nada. Empezás a preguntarte qué le pasará, hasta te preocupás un poco, le mandás otro mensaje y nada. Ya re caliente lo mandás a la put* que lo parió.

Como al mes te llega un mail de él, intrigada lo abrís y leés lo siguiente: "primero que nada quería pedirte disculpas por la irrespetuosidad de mi parte en no contestarte los mensajes. Pero como todo... hay una justificación. ¿Te acordás que cuando te conocí (vagamente), te comente que una mina me había cortado, y yo estaba medio para atrás?... bueno: la cuestión es que me reencontré con la persona en cuestión, y digamos que las circunstancias se volvieron a dar, y yo como un gil he caído en la trampa por decirlo de una manera y nos estamos viendo nuevamente (malditas Ex siempre vuelven). Tengo esta visión tan escéptica, ya que conociendo esta situación no creo que dure mucho (ojalá te deje a la semana). Evidentemente, tal como lo dice la frase, el hombre es el único animal que tropieza dos veces con la misma piedra (vos hombre, tenías que ser). Te mando un beso grande, y espero q entiendas esta situación.

P.D.: Aunque no sea muy sutil y de mucha caballerosidad lo que te voy a decir, y para darle un toque de complacencia y espontaneidad al mail... quiero aclararte que me quede con ganas de estar más con vos, pero bueno... espero que haya reciprocidad en esto, y que no falte oportunidad en un futuro no muy lejano." (traducción: ¿cuando me deje la loca esta, me vas a volver a dar bola?)

Que decir al respecto... ¿que es un idiota?, ninguna duda, ¿que la mina es una grosa?, definitivamente, ¿que sos una looser?, ni hablar.
Hacés click en "eliminar", vacías la papelera, agarras el teléfono y la llamás a tu amiga: "¿salimos este fin de semana?".

Regina Falange

...Leer Post Completo...

Cuando se necesita sólo un hueso

Además de mi rol (claro) de mujer indignada con los hombres, yo tambíen estuve del otro lado.
Yo también tuve novios y hubo momentos en los que hubiera dado mi vida por tener un huesito amable. Nada más.

Ustedes se preguntaran ¿en qué momentos querida Angie?
Demasiados.
En primer lugar detesto los celos. Y OH CASUALIDAD mi novio por ese entonces tenía un grave trauma con ellos. Todo empezó cuando, con varios meses de divina relación, dije "mi amor, saque entradas para la Creamfields, es el 9 de noviembre. Voy con Meri". Yo esperaba una hermosa respuesta, un pasala bien hermosa, que te diviertas darling. Pero noooooooooooo. A la primera de cambio me tiro: "vos te vas ahí, que está lleno de drogadictos (¿?) seguro te vas a empastillar y a chaparte a alguno" (cabe aclarar que no consumo ningún tipo de drogas ilegales, sólo cigarrillo). Fue en ese preciso momento cuando comprendí que comenzaba una larga lucha en contra de algo llamado ENFERMEDAD como son los celos paranoicos. Y no me equivocaba.
Siguieron muchas escenas de esta índole. Pasaba el tiempo y me veía dejando de usar cosas que eran tan clásicas para mi. Al principio no quería darme cuenta, pensaba que podían ser pasajeros. Obviamente a cada escena de celos seguía un PERDONAME, típico de estas personas traumadas por cosas irrelevantes.
Cuando al año tuvo la buena idea de cagarme una vacaiones enteeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeeras, persiguiéndome todo el día por celular, investigando mis movimientos, me di cuenta de que no daba para más. Vi coartados mis derechos como mujer de exhibir las hermosas tetas naturales que mi mamá me dio. Me cansé.

Son estos hechos los que llevan a una a replantearse, para que un novio que se molesta por que hablas con otros hombres, que quiere que tires a la mierda la remerita que te hace ver tan linda?

En cambio el buen hueso, cuando te ve llegar con ese escote prominente, empieza a pensar en las cosas que te haría. Se pone orgulloso de ver que sus amigos te relojean las tetas y le clavan la mirada diciendo "que caramelito te estas comiendo papá".
El buen hueso no se indigna porque camines revoleando el culo, pasa y te lo toca susurrandote al oído "te hago mierda".
Al buen hueso no le interesa que más hombres te deseen, lo único que le calienta es que en la cama te tiene a vos. Y cuanto mas en bolas andes, mas rápido te saca la ropa.

He aquí mis PRO al buen hueso. No hay mejor cosa que hacerse la putita y saber que esa calentura acumulada va a ser saciada por ese machazo que te enloquece.

ANGIE JOLIE, enhuesada ;)

...Leer Post Completo...

Fractura expuesta de tobillo con rotura de ligamentos

14 de octubre de 2008. Técnicamente es martes, pero se siente como un lunes. El feriado definitivamente te liquidó, aunque sabés que esta semana será corta, por eso te levantaste con algo de pilas.
Eran las 7 AM cuando caminaste hasta la estación. Subiste en William Morris y sabías que te esperaba un largo viaje hasta Retiro. Por eso ahora, diez minutos más tarde y con el tren varado en Hurlingham, abrís la mochila para buscar tu MP3 y, para tu indignación, no lo encontrás. Buscás en cada bolsillo y nada. Es entonces cuando, de aburrido nomás, te acercás disimuladamente a un par de pibas que parecen estar muy enretenidas; buscás un lugarcito cómodo porque la charla va para largo; agudizás los oídos; abrís la mochila de nuevo para sacar papel y lápiz para tomar nota; encontrás el MP3...pero a esta altura, ya te diste cuenta de que esto se va a poner lindo, así que decidís grabar la charla para postearla ni bien llegás a tu casa.

Así nacen nuestras historias: del boca en boca, del oído a oído. Por eso, que no te extrañe si un día aparece tu anécdota en primera plana del blog: estamos siempre atentas.

Esta historia cuenta algo más o menos así: Paula, una chica de unos 23 años, algo gordita, ni fea ni linda, con bastante onda para ser un "lunes" a las siete de la mañana, al parecer se levantó al chico de su vida: Ese chico lindo que a todas les calienta; ese pibe que una siempre relojea, pensando para sus adentros "cómo lo parto en ocho", mientras por fuera lo saludás con un frío "qué tal, cómo te va?"; en fin: ese muchachito que estás segura de que NUNCA te puede dar pelota a vos, JUSTO a vos, que en esto del amor sos más mufa que el ex presidente Carlos Saúl.
Bueno, esta historia parece comenzar como un cuento de hadas; un Betty la fea; un patito feo; un Carlos Saúl-Bolocco, ya que estamos en tema.
Paulita se fue de joda el sábado, aprovechando el fin de semana largo. Salió a un bolichín con amigas, tomó unos copetines, bailó hasta el cansancio. Así fue que apareció Matías. Después de hacerle algunos ojitos y bailecitos cachondos a la distancia, nuestra amiga viajera, que estaba copeteada de más, se le acercó pensando para sus adentros "qué tal, cómo te va?", mientras por fuera lo saludó con un MUY CALIENTE "cómo te parto en ocho". ERROR. Se me lengua la traba. El alcohol desinhibe y parece que Paula no estaba muy al tanto de ello.
Parece que Mati se entusiasmó con semejante declaración de amor (léase "calentura marca cañón") y ahí nomás le ofreció ir a un lugar "donde podamos estar más tranquilos".

Aquí quiero hacer un parate para realizar dos breves comentarios:
1- ¿Por qué todos los huesos tienen que usar la frase "vamos a un lugar donde podamos estar más tranquilos"? ¿Qué es lo que pasa con los hombres que no nos dicen de una "vamos a un telo, negra, que estás más buena que comer queso con la mano"?
2- Sí, ya sé que estás pensando cómo puede ser que Paula esté contando esto en el tren, pero de hecho lo está haciendo.
Dicho esto, continuamos...

Parece que Paula estaba ARDIENTE. No veía la hora de llegar con su Hueso al telo. Y más aún: quería que YA fuera martes para contarle a las chicas que había estado con "él"...el chico más apetecible de la comarca.
Matías enfila para Ruta 8 y para en un hotel llamado (casualmente) R8. PATADA AL TOBILLO. La zona no era muy bonita, pero ella seguía pensando en lo que vendría. Entran en una habitación llamada "deseos ardientes". HACHAZO A LA ALTURA DEL PERONÉ. Pero esto no es lo peor...al ingresar, Paula no puede creer lo que ven sus ojos: ACOLCHADO NEGRO DE CUERO!!! A esta altura, su hueso ya había sufrido una probable luxación.
No obstante todas estas grasadas deserotizantes, Paula hace como si nada, manteniendo esa idea fija: mañana, nadie sabrá estos detalles y ella será la envidia de todas sus amigas. Se acuesta en la cama y le llama la atención que Matías entre en la ducha...pero piensa que quizás él utliza esto como cábala para tener sexo feroz; o que tuvo un largo día y no le alcanzó el tiempo de bañarse; o que se quedó sin agua por falta de pago (y por eso la llevó a ese telo de cuarta)...en fin, de a poco comienza a pensar lo peor.
Pero nada como la REALIDAD, la mismísima realidad. Paula observa atónitamente cómo su HUESO comienza a desvestirse, bailecito sexy de por medio, al ritmo de "I´m too sexy for my love" cantada a capella por...él mismo!!! FRACTURA EXPUESTA DE TOBILLO. Pero aquí no acaba todavía...el huesito tan deseado, se desviste íntegramente, dejándose puesto solamente una zunga de leopardo y unas medias tres cuartos de...Argentinos Juniors!! ROTURA DE LIGAMENTOS!!

No sabemos cómo terminó esta historia... a esta altura ya estás en Retiro e intentás seguir a tus amigas de viaje, pero se pierden en el tumulto. Te quedarás entonces con la duda de cómo es que Paula escapó de este HUESO GOMOSO. Pero sin dudas, lo mejor ya lo escuchamos.

Ya estás en condiciones de empezar el día y de afrontar una nueva y corta semana, sabiendo que siempre, pero siempre, debés llevar contigo una TARJETA ROJA.

Manjula Nahasapeemapetilon
----------------------------------------------------------



Post dedicado al Tren San Martín, que tanto material aporta a este blog.


...Leer Post Completo...

El mito del príncipe azul...

No voy a contar ninguna historia. Ni a criticar a algún ex hueso por sus pelotudeces comunes, o por no haber entendido que era simplemente un hueso (con todo lo q eso implica!). Esta vez, quiero compartir con ustedes algo más actual en mi vida. Desde chica muchas veces soñamos con nuestro príncipe azul, nos pasamos horas escribiendo en nuestro diario íntimo toda una página con el nombre de ese chico que nos vuelve locas, buscamos cualquier oportunidad para cruzárnoslo (aunque quedemos como las más loosers), caminamos mirando muy atentas para todos lados esperando que la suerte hoy esté de nuestro lado o el destino nos dé una mano para poder encontrárnoslo (hasta cuando vamos por lugares en los que es casi imposible que esté)... y así puedo seguir nombrando la cantidad de cosas que una puede llegar a hacer cuando se vuelve pelotudamente enamorada. Y a otro nivel, podría decir que una es capaz de viajar por horas sólo para verlo un rato, inclusive ir viajando a la noche, sola con frío y muerta del cansancio, pero no te importa nada porque lo vas a ver a él; te la pasás pensando en cómo estará, qué estará haciendo, cuándo se volverán a ver, cuánto lo extrañás, le mandás mensajes de texto todo el tiempo (no al punto de ser cargosa, asfixiarlo y que se vaya a la mierda), esperás a la noche para capaz escuchar su voz por teléfono, y si hablás sentís que el día que estabas teniendo se vuelve más rosa y de repente con aroma a jazmines (o la flor que más les guste a cada uno claramente, se entiende). Y ya cuando fuiste atrapada por las garras del noviazgo y, sin darte cuenta, estás hasta las manos con el flaco es peor todavía!!! A veces me sorprendo del poder que maneja.
Terminás haciendo cosas que nunca creíste que harías. Aceptás muchas otras que en otra persona directamente la hubieras mandado a la mierda de una si te las hacía. Te bancás hacer cosas que no te gustan o no te gustaban, porque hasta terminan haciéndolo! Como estar un sábado a la noche mirando el partido de futbol!! Y no te podés enojar ni decirle nada porque lo ves tan enganchado, compenetrado, emocionado y nervioso durante esos benditos 90 minutos! Y además pensás “Si gana, se va a poner contento y de mejor humor. Me conviene y me gusta verlo contento” Y lo peor de todo es que por él dejás de hacer cosas que antes hacías todo el tiempo o mucho más seguido. Obvio que lo hacés por elección propia, nadie te obliga a nada. Pero tenés tantas ganas de verlo, de aprovechar los días que pueden estar juntos, de abrazarlo, besarlo, etc. ( se entiende no? Jeje) que priorizás eso y lo anteponés ante (casi) todo. Además de querer evitar discusiones tontas de “¿Por qué no nos vemos? ¿Qué tenés que hacer?” entre otras peleas que no vienen al caso, pero que generan situaciones que no me agradan al re pedo ya que terminan siempre bien diciéndose cuanto se aman el uno al otro y blablablaaa.
La verdad que podría seguir hablando de este tema. Pero creo que con estos argumentos alcanza para demostrar que por más que una crea que el príncipe azul ha tocado nuestra puerta, nunca viene de un cuento de hadas y, a veces es más sencillo y no hay nada mejor que tener a mano un BUEN HUESO.

Lita De Lazzari

Y si hay que dedicar... obvio que a ustedes mis amores! Por bancar mis desapariciones, algunas consecuencias de los ejemplos nombrados y no estar con ustedes como antes. Pero sepan que son necesarias en mi vida y las amo!

...Leer Post Completo...

Es lo que hay...

Antes de seguir con las locas historias de “noteregales” (we love youu!!) quisiera hacer un paréntesis.
Revolviendo los cajones de mi mente se me vinieron imágenes de huesos que me he cruzado en mi vida. No muchos, para qué exagerar… pero de una calidad como no hay igual.
Debo ser yo, seguramente, la boluda que los elijo sin ningún criterio (no está en discusión mi capacidad intelectual). Chicas, nunca dejen que eso les suceda: si un flaco no llena la lista de requisitos que necesitamos para darle bola mínimamente, a otra cosa mariposa. Porque si no después pasa que todas nuestras pretensiones de buena onda son malinterpretadas, pisoteadas y destruidas (se me viene a la cabeza la imagen de una maestra mala de primaria que rompía las hojas del cuaderno en nuestra cara cuando nos equivocábamos, así es como creo que nuestras expectativas se arrugan en un segundo… y nuestra respectiva expresión de: ¡tragame tieraa!). Y claramente, las que terminamos siendo histéricas y mala onda somos nosotras.
¿Por qué sucede esto? ¿Somos tan boludas? Si lo pienso en frío, yo diría que sí… pero que no se me malinterprete… para algo está este blog… para ayudar a que no pasen más estas cosas… y para que estemos bien atentas. Para que desde el comienzo la comunicación femenina-masculina lleve a algo productivo y no a un: “cuchurrumín, como te adoro, cuando estoy con vos siento que floto por nubes de algodón” (luego de solo un mes de estar saliendo) o a un “no te respondo mensajes y no te hablo por msn, así no te enganchas”.
No, Señoras y Señores, no!! Estas cosas no se hacen!!
Pero, por supuesto, seguirán pasando, si hacen lo que yo cuando joven… en mis años mozos. Por eso digo, el criterio es la cuna del bienestar huesístico. Se los ejemplifico:
Te llama un huesito pa’ roer que anda por ahí rondando la zona (hace dos semanas que no te llamaba, por eso mismo del “no te enganches”). No te gusta tanto, en realidad, porque se te ha cruzado otro que parece ser más interesante. Lo empezás a bicicletear, no tenés ganas de verlo, hasta que te decís: este chico, se merece la verdad, ¿por qué andar con vueltas? Si la onda es que no seamos “caretas”… Entonces le decís amablemente y lo mejor posible que está todo bien, pero que estás intentando algo con otro (exagerás un poco, pero bueh…). El chabón se indigna… como si tuviera derecho alguno… y te bardea. Vos no entendés por qué… pero bueno, sos una DAMA y le seguís respondiendo lo mejor posible hasta que del otro lado del teléfono llega el mejor argumento nunca dado antes en la historia de la humanidad: “¿Pero quién te crees que sos, Claudia Schiffer?”.
Vos ahí lo comprendés todo. Le pedís disculpas por haberle mentido, en realidad sí que lo querés ver, todos los días hasta que mueras. Esa noche se encuentran, porque él finalmente tuvo la bondad de perdonarte. Y nunca más se separan. Se casan, tienen hijos. Él se vuelve un marido golpeador. Pero no te importa, porque sos taaan feliz con él desde que te hizo comprender con esa frase el SENTIDO de la vida.
GRACIAS.



*esta es una historia verídica, aunque ustedes juzgarán cuándo el discurso se vuelve absurdo. No quisiera condicionarlos. Pero tengan en cuenta eso: si desde el vamos no hay criterio… a bancarse lo que viene. Una no se espera nunca el ataque sin sentido del otro lado, pero después meditándolo mejor, una se dice: “y… si… qué se podía esperar...”. ¡Que caigan las vendas y a estar más despiertas desde el comienzo! ¡Arriba la intelectualidad huesística!


Minujin, Marta

...Leer Post Completo...

El uniforme del hueso

Es una preocupación que tengo hace mucho. Quizás piensen o me consideren superficial, puede ser, pero la que alguna vez tuvo una mala con este tema me sabrá entender.

Qué parte importante es la ropa en un hombre (o mujer). Con cuan poco pasamos de un "haceme tuya" a un "pedime un remis". Es muy cierta la frase sobre gustos no hay nada escrito, nos ponemos lo que queremos. Sin embargo hay prendas que se describne con un "me cago en la elegancia" y es aquí donde me voy a detener.

Para empezar aclaremos que de un hueso no nos importa su interior. Nos chupa un huevo si es políglota o conoce a la perfección las reglas de la física. Nos gusta como es, nos calienta su lomo, nos derrite su boca. Por eso hay que tener sumo cuidado en la forma en que se visten y hay algunos NO rotundos para su uniforme huesístico.

NO a las riñoneras. No sé si este elemento tan particular ha quedado en los 90, pero he visto muchos hombres que la llevan sin ningún tipo de vergüenza. Las riñoneras son antiestéticas, ya su nombre nos remite a un objeto desagradable. Por favor no las usen, para algo existen los bolsillos.

NO a las remeras con inscripciones tales como "ya conoces el chiquito, ahora probá el grandote". Al contrario de los consumidores de este tipo de prendas, que piensan que es de capo total ponerse algo asi, nosotras pensamos (permítanme hablar por todas) que son de hombre retrasado acomplejado por su escaso tamaño. No hace falta hacer alarde del pene, si son tan "poronga", muestren.

NO a las musculosas. Por DIOS santo, qué asqueroso es ver a uno que fue toda la semana al gimnasio y le pintó mostrar los tubos. Sepan que es vomitivo verle los pelos de debajo del brazo a un macho, a no ser que estemos en la playa.

NO a la bermuda con medias. No hace falta que haga ningún tipo de aclaración al respecto. Pero lo que es peor aún, es cuando se ponen las sandalias con mediasss. AAAAAAAAH!

NO a la remera dentro del pantalón. Esto no suele ocurrir mucho, pero es válido nombrarlo. Es poco sexy, sobre todo cuando no tenes el lomo de Brad Pitt, ver como esa remera tirante marca la panza de cerveza o el ombligo. Qué horror.

NO a la ropa trucha. Sabemos que estamos pasando por algunos problemillas económicos, pero si no te dio el presupuesto para comprarte un Levi´s, no seas tan caradura de optar por uno trucho. Preferimos que te pongas uno sin marca, nadie se va a ofender por eso!

NO al slip. Creo haber llegado a el sumum del horror en un hombre. Ya estás caliente, le estas sacando los pantalones y de repente CHAN! Descubrís unos calzones color bordó. Por favor, tiren a la mierda los slip, son lo menos sexy que inventaron. Comprate unos Kevingston y derretís a cualquier yegüita.

Estoy segura de que hay millones de prendas que me faltaron por analizar, ya voy a ir actualizando. Gracias por dejarme volcar toda mi indignación en este post.



(Este post va dedicado al hijo de puta de mi ex que era un ME CAGO EN LA ELEGANCIA al cubo)

Gracias, Angie Jolie

...Leer Post Completo...

RESULTADOS DE LAS ENCUESTAS


1- ¿A quién le reza para conseguir un Buen Hueso?
a- A Dios 36%
b- A Luis Ventura 32%
c- Al Dalai Lama 16%
d- A la Pachamama 12%
e- A Luis Palau 4%

Conclusión 1: Dios está muy ocupado últimamente con esto de la crisis financiera; Luisito Ventura está a full con el Bailando. Ninguno de los dos son capaces de bajarnos un buen hueso… pongámosle más fichas a Palau.

2- ¿ Quién es EL HUESO argentino?
a- Marcelo Bonelli 25%
b- Carlos Gardel 20%
c- El Violador de la Cama Solar 20%
d- López Murphy 15%
e- El Hueso Glaría 10%
f- Maradona 10%
g- Moisés Ikonikoff 0%

Conclusión 2: Evidentemente nuestros lectores no son personas normales…¿Cómo nadie votó a Moisés? No quiero creer que se trata de antisemitismo

3- ¿Quién sería el hueso ideal para Ud?
a- Cualquiera que no sea Emo ni Flogger 57%
b- Cualquiera que no tenga antecedentes penales 21%
c- Cualquier desconocido que pase por la puerta de mi casa 7%
d- Sergio Massa 2%
e- Michael Jackson 2%

Conclusión 3: La desesperación que hay entre esta gente!! El 96% eligió una respuesta que comienza con “Cualquiera…”

4- ¿Qué posts te gustan más?
a- Los que narran propias vivencias 51%
b- Los que propugnan la existencia del buen hueso 17%
c- Los que aconsejan qué hacer ante un mal hueso 10%
d- Los que aconsejan cómo ser un buen hueso 10%
e- Los que sólo denigran al mal hueso 10%

Conclusión 4: Buena noticia: No hace falta recurrir a la imaginación…nuestras historias son PURA VERDAD!!

5- ¿Qué pensás de los huesos?
a- Me gustan, por lo menos alguien me manda un mensaje 35%
b- Son buenos proveedores de sexo 28%
c- Los detesto, me termino enamorando 15%
d- No sé, nunca tuve uno 10%

Conclusión 5: Pará…¿¿Este blog se llama manualdelbuenhueso o amasdecasadesesperadas??

...Leer Post Completo...

Vos y tus trasgresiones

Más o menos a esta altura de las publicaciones vamos viendo cómo se perfila lo que podríamos dar a llamar “la norma buenhuesística”. Si bien cada autora tiene su estilo, todo lo dicho está insertado en un mismo sistema que apela a la buena onda del hueso.
Pero, no descubro nada, de hecho llego como 100 años tarde, si digo que las normas están hechas para ser trasgredidas. Conocer la norma, oponerse a ella y reformular algo novedoso es la forma en que las sociedades evolucionan.
Pero he aquí un ejemplo de trasgresión a la norma buenhuesística que no se daba por desacuerdo, por lucha con lo que queremos establecer, sino por pura… como podríamos decirlo sutilmente… por pura pelotudez.

Pobre… a este chico que conocí se ve que le costaba razonar las cosas: la frase: “eh, flaco, no me voy a enamorar de vos” debe haber sido la más pronunciada durante los encuentros furtivos que teníamos. No entendía que era un hueso. O sí, lo entendía, pero me subestimaba pensado que él era tan maravilloso y genial que yo iba a caer prontamente en sus redes tejidas con el hilo del encanto.
Nunca voy a olvidar cuando en la segunda cita que tuvimos me dice: “yo quiero que seas la madre de mis hijos”. AAAHHHHHH… por diooooossss!!! Qué miedo!!!
Pero, gente, no nos asustemos… no fue un flechazo de amor que yo no supe captar y que rechacé cruelmente destrozando su corazón y haciendo tan pequeñas las partes, que pasaban por el ojal de una aguja… no, si tranquilamente a los tres días me escribe diciéndome que se había arreglado con la novia. Lo que se dice un boludo de PE a PA.

Era un “trasgresor” de esos que molestan, de esos repetitivos, que parece que le gusta que su vida vaya en círculos. Porque por supuesto, a las dos semanas lo tenía llamándome de nuevo. Se ve que la segunda ronda con la novia no había sido muy feliz. Y yo como no tenía nada mejor que hacer acepté su vuelta.

La historia sigue, pero como es tan rica en desviaciones de lo establecido no nos alcanzaría una sola publicación para abarcar tanta novedad. Un espécimen para estudiar de cerca en este manual.
El tipo “trasgresor” debe ser identificado previamente, el sujeto que llegue a relacionarse con este debe conocer y ser advertido de la naturaleza forrística del mismo. No nos dejemos embobar por lo que se presenta bajo la apariencia de lo “nuevo”, algunas veces es mejor quedarse en casa viendo una peli.

Minujin, Marta


Dedico el post a Jorge, jorgito, la luz de mi inspiración, mi entrañable y, para siempre, mi "noteregales"

...Leer Post Completo...

San Antonio busca trabajo (2)



Creo que todo comienza cuando te decís "si escucho un reproche más lo mando a la mierda", y no sólo viene el reproche, sino también los eructos, las rascadas de bolas, la excesiva confianza (entiendase entrar al baño a mear mientras vos todavía te estás peinando), los comentarios del estilo "Bichi, a parir del verano que viene podemos empezar a ir a Mar del Tuyú, ¿qué decís?" o "porqué no aprovechás y lavás los platos ya que estás"... y vos te tomás ese segundito y te preguntás ¡¿qué carajo hago acá?!. Y huís, huís, ves lo que te espera (imagen de película yanqui: vos fregando como una condenada con 4 pibes gritándote y él tirado en el sillón mirando el "doparti" y tomando cerveza) y le decís que la vida es muy linda como para terminar con un orangután al lado.
Ahora sos libre, feliz porque no le tenés que dar explicaciones a nadie, ahorrás sumas desproporcionadas en teléfono... la vida te sonríe y vos a ella, ¿bajo que extrema circunstancia necesitarías a un hombres?... ese detalle... ese minúsculo detalle. He aquí la solución: como nuestra soltería no es negociable les proponemos ser Huesos.
El Hueso tiene prohibo pedir explicaciones, está para pasar el rato, tiene prohibidísimo pedir exclusividad, jamás de los jamases puede conocer a tu familia y/o amigos, debe ser gauchito (y porque no, vos también, total nadie se entera). No debe causarte ningún tipo de problemas, de ser así debe ser rápidamente reemplazado. Está terminantemente prohibido engancharse y menos enamorarse del Hueso, tiene la obligación de hacerte pasar un buen rato, pero no por eso tiene que bancarse escuchar tus problemas. Pueden verse seguido, pero no tanto, es peligro, y por último, pero no menos importante, tiene el deber ético y moral de llamarte cuando dice que te va a llamar y llegar a horario. Que sea Hueso no quiere decir que sea irrespetuoso. Y así todas felices... digo todos.


...Leer Post Completo...


MBH 2013.Copyright. Diseñado por MBH. Original de Design Disease. Soportado por Blogger.

Todos los derechos del presente sitio están reservados y corresponden a sus autores. Solo ellos tienen derecho al uso y distribución de su contenido, que se encuentra protegido por la legislación nacional e internacional vigente sobre propiedad intelectual